Comunicado sobre la nueva demanda contra el Ayuntamiento de Barcelona

Ante la nueva denuncia que impulsa la Asociación por la Transparencia y la Calidad Democrática sobre las subvenciones a entidades sociales, hay que recordar que, todas las querellas judiciales que se han presentado contra regidores y regidoras de Barcelona En Comú, han acabado archivándose. Ahora mismo hay 10 denuncias archivadas.

En este caso, la misma denuncia ya la presentó la asociación de ultraderecha Abogados por la Constitución denunciando subvenciones del todo regulares que ya se realizaban en el mandato de Trías a entidades de derechos humanos que luchan para evitar miles de desahucios y cortes de suministro de agua y luz a familias vulnerables, y que se archivaron porque se ajustaban a derecho.

Para Barcelona en Comú esta estrategia de lawfare es un ataque directo contra el debate democrático. Lo que está en juego es que la ciudadanía y sus representantes políticos escogidos democráticamente puedan o no decidir sobre las cuestiones que los afectan. Se trata de una cuestión de salud democrática y de defensa de derechos y de libertades.

Respecto al supuesto incumplimiento del Código Ético de Barcelona en Comú por parte de la alcaldesa, en ningún caso Ada Colau tiene que renunciar a su cargo. El Código Ético de BComú concreta que la dimisión debe darse solo en casos donde haya un presunto “ánimo de lucro” personal. En el caso actual no hay ninguna acusación de presunto “ánimo de lucro” personal. Lo que se está investigando son subvenciones a entidades que concede la Comisión de Gobierno como órgano colegiado.

Recordamos que raíz de la declaración como investigada en otra causa judicial de la Teniente de Alcaldía Janet Sanz, un Tribunal ya aclaró que no se daba el supuesto de dimisión o cese pues no se había acreditado ningún “ánimo de lucro” vinculado a la supuesta comisión del delito de prevaricación. De hecho, el Juzgado obligó a rectificar la noticia publicada por Crónica Global donde se afirmaba que Sanz estaba incumpliendo el Código Ético de Barcelona en Comú.